Yolanda Pantin, revestida en palabra | Selección de poemas

in arte •  last year  (edited)

“El amor es un algo sin nombre
que obsesiona al hombre por una mujer
y viceversa”

Revestida en palabra.png

Conocí a Yolanda Pantin en un pequeño salón de la Universidad Nacional Abierta de Maracay mientras presentaba su libro de poesía Bellas Ficciones, (Eclepsidra, 2016). Quizás 15 personas engalanaban el salón triste y monocromático de la ciudad solar. Fue mi primer acercamiento personal a una poeta de tal renombre en nuestro país, había leído ávidamente Correo del corazón, (Fundarte, 1985) y rápidamente me enamoré de la poesía de Pantin, leí Poemas Huérfanos(Liebre Libre, 2002)_ y todo lo que pudiese conseguir de ella. Me obsesioné con la idea de aquellos poemas, la construcción y el cuidado de aquello tan nacional como es el lenguaje poético, queriéndolo o no. Recuerdo que llegué a ella con el deseo de conocer a las mujeres emblema de la literatura Venezonala; y por supuesto el nombre de Yolanda Pantin no dejaba de aparecer, que se diera tan rápido el encuentro me sorprendió e inspiró a seguir conociendo la poesía venezolana.

Un sosiego de mujer empezaba a hablar de Aragua, Turmero, de la casa de sus padrs, nombraba sin parar calles y lugares de mi ciudad que ya no existían o que ni yo misma conocía, me di cuenta que Yolanda recordaba y estudiaba todo, que no había nada en lo que no se esforzara por hacer suyo y convertirlo en poesía. Pequeñas conversaciones con los presentes, los mismos de siempre en las actividades culturales de Maracay, emocionados por las anécdotas y la poesía sensible que presentaba Yolanda en su nuevo libro.

Una lectura insignificante, como ella misma dijo. Sus poemas hablaban de la casa de sus padres en Turmero, de sus nietos e hijos, de su círculo familiar, "muchos tíos", mencionaba. Algunos los leía de memoria, con otros anunciaba: "Ahora lo escribiria diferente" y aseguraba que quizás lo haría luego sobre la copia que le regalaba de su libro a Harry Almela.

Pantin a los 62 años, en esta Venezela, se toma con mesura el hablar de arditas y ardillas tejanas, de su familia al rededor del mundo, de sus pueblos y calles más cercanos pero con un poemario con tanto misticismo y sincretismo que comprendes todo: No se busca al país; se encuentra el lenguaje y se busca la obra.

Al finalizar la lectura, Yolanda firma mi edición de Correo del Corazón cómo alguien que ya ha firmado muchos más libros, pero sonríe al recordar a Blanca Sterpponi y halagar la bonita edición que tenía conmigo, soltando datos ágiles sobre la impresión y edición del libro. En la foto que le pedí, ella mira hacia donde se encontraba la salida, se despide y agradece, se aleja con su bolso pequeño de lado y continúa con su vida, siempre observando su más cercano objetivo.

yoli (3).png

Luego de ese encuentro me sumergí todavía más en la poesía de Yolanda. Es una poeta que hay que releer para comprender. La palabra de Yolanda Pantin se arropa y crece por las noches, tomando forma fuera del cuerpo de la poeta y ocupando el espacio que ésta observa; todo espacio de Yolanda es poético, todo paisaje es decorado por lo cuidado, lo estudiado y lo irremediablemente bello, en París o en Turmero. La obra de Yolanda recorre lo desconocido y lo hace conocido para nosotros, se encuentra en ella la palabra de candor y sencillez que necesitamos, que entendemos y añoramos, el verbo simple que esconde la verdad, un significado más allá de lo cotidiano, una palabra que te dice que no se habla de amor, o de mujer, se está hablando de la vida. En cada segundo de la obra de Pantin, se habla de la vida y lo que es vivirla en la piel de una pensadora y una poeta.

OCASO

En la casa el aire se había vaciado.
Clara me propuso subir a la terraza
abierta a la ciudad y al Ávila al fondo.
Recuerdo que miré la montaña
como si nunca la hubiese visto:
Todo me asombra en ella,
las formas que la luz había suavizado,
el color, la calma indiferencia que nacía, pensaba,
en aquella hora cercana a la noche
cuando todo parecía al mismo tiempo,
estar vivo y estar muerto.
Mi amiga se apoyó de la baranda
y allí estuvo un largo rato, sin hablar.
Yo me senté en el suelo, distante,
protegida como estaba
por el muro de concreto
(había heredado de la niñez
el miedo a las alturas
y a las grandes mariposas nocturnas).
Desde la terraza parecía inocente aquello,
e indefenso, aun cuando las luces
en las autopistas semejan
ríos de sangre, arterias en un cuerpo de vidrio,
frágil al tacto.
La muchacha se acercó y se sentó a mi lado.
Conversamos en voz baja, sin mirarnos.
– Para ti amar es una pérdida.
Clara insistía en mostrarme
lo que creía era mayor que la cárcel del pensamiento,
pequeños infiernos cotidianos
a los que todos los dias agregamos
una piedra, una palabra,
un minuto del tiempo precioso.
– Hemos vivido para ver esto, decía.
Agradecí la pureza de su rostro,
el perfil recortado al igual que las montañas,
contra el cielo.
Y el hecho de que fuéramos
dos mujeres en el silencio,
ajenas a lo que habría de suceder luego
– torpeza, ensimismamiento
Pero nada de aquello sabíamos en la quietud de la tarde.

Poemas Huérfanos
(2002)

Nos entrega así Yolanda a través de su obra, un diario de gran tráfico público, tan descriptivo como secreto, siempre aguardando a una nueva palabra, a un nuevo suceso, a una nueva razón que dé significado al queahcer poético. Sin dejar entrever la emoción incontrolada, que menos podría tocar la mente de Pantin, que frente a sus fantasmas prefiere luchar con la imagen de pueblos caóticos y ciudades de cistal, que no terminan de pertenecerle. Acaricia el amor y la feminidad con mesura y perfección. Recorre la ciudad de manera visceral, cómo un río de sangre, cómo un espejo a la realidad.

dialogos cotidianos-4.jpg
Junto a Yolanda Pantin, más imporante nuestros cuerpos que nuestros rostros

LAS CIUDADES INVISIBLES

“Las ciudades, como los sueños, están construidas de deseos y de miedos.”
Italo Calvino

Escribir sobre el amor
los ojos claros de Verona
––poesía, eres tú––
Imaginar una ciudad invisible
como ella
reflexionar sobre la muerte
y la fotografía
Ser fiel y atento
a todo lo que en ella
se niega suspicazmente
tácita y oblicua
recordar
sobre todo
que aquello que se ama
no existe.

Correo del Corazón
(1985)


La necesidad de hacer esta selección donde por supuesto no sólo quedan por fuera excelentes poemas de Yolanda, sino que también muchos de los más conocidos, es para reconocer el desarrollo poético de Pantin bajo una temática específica dentro de su obra que me interesó recoger y recopilar, fuera de un orden cronológico, porque _qué orden podría tener realmente el tiempo poético. Esta selección demuestra la destreza de Yolanda para navegar entre los estrechos caminos del amor, la feminidad y cómo éstas encuentran su verdad en la cotidianidad. Estos poemas son un viaje entrelazados entre las distintas búsquedas que ha tenido Yolanda en su obra desde 1985 hasta el 2002, son un punto de encuentro entre lo imaginario, lo visceral y lo vivencial que recorren a su vez espacios mucho más elevados en la búsqueda de esa palabra revestida dentro del lenguaje de Yolanda Pantin.

NOUVELLE

A veces parecía indiferencia
ese andar por la casa, distante.
Nosotros conocíamos el habla
y el lenguaje también de las miradas: calla.
Hasta que una voz nos llamaba:
“Vengan la cena está servida”.
Entonces nuestra madre nos saludaba
como si nos reconociera
y en la mesa ya sentados sonreía
para que no pensáramos que la habíamos perdido.

La Quietud
(1998)

yoli (2).png


Así como el epígrafe que abre este Artículo, inicia esta selección de poemas, con lo inexplicable, lo que simplemente es y existe. Esta selección envuelve al amor. Quizá no sólo al amor romántico, sino ese amor por los espacios, ese cariño añejado por ciertas cosas o personas, esa ancestralidad de lo no vivido pero que pulsa en nuestra piel y que a veces estira tanto que llega a doler, por eso la llevamos siempre con nosotros. Esta selección de poemas, para mí, es ese discurso de Yolanda en el que se esconde el dolor y lo hermoso que puede ser vivir ese dolor. Con Yolanda Pantin aprendí que el amor no sólo es bello, sino que duele; y de allí el impulso de hacer esto y que ustedes también se puedan conseguir en la hermosa poética de Yolanda Pantin.


(Prólogo + Selección en PDF)

dialogos cotidianos.jpg

Yolanda Pantin, revestida en palabra.

Poesia 1981 - 2002


Fotografías tomadas por mí con un Motorola XT 2G. Autorretrato de Vivian Maier. Diseños de mi autoría.

Pásate por mis últimos Posts:

Voltaria

Vol. 1
Vol. 2
Vol. 3

Cine contemporáneo
Abbas Kiarostami
Wong Kar-Wai
Michael Haneke

¡Muchas gracias por leer!

Posted from my blog with Steempress
http://jeilinespinel.vornix.blog/2018/08/04/yolanda-pantin-revestida-en-palabra-seleccion-de-poemas/

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!
Sort Order:  

Este post fue elegido para ser votado por THEUNION.
Puedes unirte en nuestro canal de DISCORD
theunion.png

Es realmente excelente tu post, sinceramente poco había leído sobre esta autora. Pero me has dado la oportunidad de conocerla, upvote y te sigo. Saludos.

Qué bueno! Ojalá disfrutes sus poemas, pásate por acá si terminas agarrada a ella. Yolanda es increíble.

Excelente, me encantó el criterio de selección de los poemas, te voto y te sigo, y seguiré pasando por tus post, me interesa conocer más sobre poesía femenina venezolana.

Buenísimo... seguiré haciendo este tipo de posts sobre poetas Venezolanas, quizás siga con Miyó Vestrini o Hanni Ossot :). Salud!

Hermoso tu articulo y muy bien descrito la sensación por yolanda @jeilinespinel, apenas estoy incursionando el mundo poético y realmente las sensaciones que te dan es quererlo demasiado o ignorarlo, pues el mar de emociones que se desprenden al leer o interpretar escritos te revuelven el alma o te la calman a tal punto de llegar a una disolución del ego! Excelente tu blog, te seguiré leyendo!

Excelente lo que dices @lizbetcontretas. La poesía o la amas o nunca has llegado realmente a ella y es tal cual por lo que dices, te eleva increíblemente. Bienvenida y espero que sigas y sigas en el crecimiento poético

¡Saludos! Tu post ha sido votado y ha tenido resteem por el trail @votomasivo.


Apreciación: Siempre compartes cosas muy tuyas en tus escritos, es un ejercicio de conocerte a cuentagotas, es muy bonito ver cómo describes a través de tus palabras la visión de esta poetisa (tu percepción). La verdad que no entendí por qué quitaste tu rostro y el de Yolanda, el cuerpo lo es un todo.


¡No olvides invitar a tus amigos a unirse a nuestro trail y seguir a @votomasivo para apoyar post de calidad!

Únete a nuestra comunidad en nuestro Servidor de Discord

La verdad es que no saliamos para nada bien en la foto, me pareció divertido como quedó así, sin rostro. Gracias!

Gracias por compartir contenido que consideramos beneficioso para la blockchain.


No olvides unirte a nuestro trail de curación para apoyar a otros usuarios como tú!
También puedes apoyanos uniéndote a nuestro fan base

Excelente post. Tu diagramación es bastante limpia y atractiva. Te felicito

Graciaaas por tu apreciación!

  ·  last year (edited)

Excelente post, @jeilinespinel. Tienes mucha sensibilidad para la lectura de poesía.
Además, te confieso que me conmovió ver la fotografía de Yolanda con Harry Almela, dos personas que respeto y quiero, aun con lo difícil que podía ser Harry.
Ya descargué el pdf.
Gracias y saludos.

No pude llegar a conocer muy de cerca a Harry Almela, pero estoy conciente de lo fuerte de su carácter. La verdad fue una experiencia maravillosa llegar a conocerlos a ambos, almas elevadas y sumamente conocedoras. Gracias por el apoyo, saludos!

have you tried greek yogurt?