Eje Hipotálamo, Hipófisis,Glándula como Sistema Endocrino de Control en el Cuerpo Humano

in spanish •  4 months ago

El cuerpo humano está constituido por diversos órganos que operan como sistemas otorgándole la complejidad necesaria para comportarse de manera sinérgica en el logro de la homeóstasis -estado de “equilibrio” transitorio-, mientras ejecuta sus procesos metabólicos de desarrollo y reproducción, entre otros. De manera didáctica podemos presentarlos como sistemas de sostén y movimiento (óseo y muscular), sistemas de mantenimiento (cardiovascular, renal, linfático, respiratorio, digestivo, reproductivo) y sistemas de control, coordinación e integración (nerviosa y endocrina), respecto al cual versa –en parte- este post.


En principio, es necesario acotar la estrecha vinculación entre el tejido nervioso y endocrino en su tarea de monitorear el conjunto de estímulos ambientales ajenos al cuerpo –extracorpóreos- y aquellos que a lo interno deben ser considerados para su procesamiento y respuestas. La red de fibras nerviosas, en su versión somática o especial, garantiza la recepción aferente de impulsos bioeléctricos hacia los centros de procesamiento espinal y encefálicos, así como las vías eferentes de respuesta para su ejecución por parte de otros tejidos y órganos de forma particular o sistémica. Entre tanto el circuito endocrino opera con apoyo en la data nerviosa, pero, valiéndose de una logística propia catapultada por la naturaleza química de sus mensajeros: las hormonas.



Las hormonas, son sustancias químicas producidas por un tipo de tejido denominado endocrino en virtud de su capacidad para sintetizar y secretar estas sustancias –no a la luz de órganos- sino al torrente sanguíneo, propiciando el transporte hacia las células receptoras (llamadas blanco o diana), donde surtirán los efectos específicos deseados como respuesta ante determinados eventos ordinarios o extraordinarios. De acuerdo a su carácter químico pueden clasificarse como esteroideas, péptido-proteicas, eicosanoides y aminas biogénicas, y con base en ello presentan un comportamiento y mecanismo de acción o de transducción de señales determinados en la diana.


Los mecanismos de acción hormonal los describiré en otra oportunidad con más detalles, pero, por lo pronto conviene saber que –las hormonas- según puedan atravesar la membrana plasmática para llegar al núcleo celular o necesiten segundos mensajeros para completar su tarea de control, tienen una ruta metabólica diferente. En el primer caso se ponen en marcha de manera expedita procesos intracelulares activadores de la expresión génica –transcripción y traducción- para producir las proteínas estructurales o enzimáticas, razón por la cual son rotulados como mecanismos de acción intracelular, precisamente destacando su forma de actuar y aprovechando su liposolubilidad; mientras que en los casos donde no puede atravesar la bicapa lipídica (por ser hidrosolubles) es menester la asistencia de intermediarios coadyuvantes en su propósito celular, denominándose mecanismos de acción de segundo mensajero.



Una vez realizadas las respectivas acotaciones, corresponde desarrollar lo referido a los órganos a cargo de la labor de control, coordinación e integración desde la perspectiva endocrina, haciendo la salvedad que en algunos casos, no se trata de tejidos exclusivamente dedicados a esa tarea, sino que la comparten con otras labores biológicas. Me refiero, en particular al hipotálamo, región cerebral directora del proceso, por ser parte logística integradora de los sistemas nervioso y endocrino. Recibe señales de diversas regiones y órganos sensoriales, controla la sed, temperatura y otros parámetros, además de sintetizar hormonas como la oxitocina y vasopresina, aparte de –al menos- nueve mensajeros liberadores e inhibidores del tejido adenohipofisario.

Toda la hipófisis –anterior y posterior- con tan solo el tamaño aproximado de un grano de caraota, comporta un papel fisiológico sinérgico con el hipotálamo por varias razones, a saber: están anatómicamente vinculados por el infundíbulo, las hormonas hipotalámicas son almacenadas en la neurohipófisis y, además, la regulación liberadora e inhibidora hipotalámica sobre los 5 tipos de células presentes en la adenohipófisis, permite sincronizar la transducción de señales químicas sobre las glándulas operativas -tiroides, gónadas, suprarrenales, paratiroides, páncreas- y demás tejidos efectores de las respuestas orgánicas. Con ello, el eje hipotálamo, hipófisis y glándulas es el responsable de la actividad de crecimiento, desarrollo, metabolismo y homeostasis del cuerpo.


La tarea directora del hipotálamo es viable por la secreción de las nueve hormonas –péptido-proteicas- encargadas de estimular (liberar) e inhibir al tejido blanco adenohipofisario en cuanto a la producción de sus propias hormonas. Por ejemplo, la hipotalámica liberadora de la gonadotropina, propicia en las células diana gonadotrópicas, la síntesis de la hormona luteinizante (LH) y folículo estimulante (FSH), cuyas receptores específicos están circunscritos a las gónadas en cuanto a la regulación de las actividades y características sexuales y reproductivas.



Una dinámica similar opera con los mensajeros químicos liberadores de la hormona de crecimiento humano (GH), con su versión inhibidora -llamadas también somatocrinina y somatostatina, respectivamente-, para que la GH actué sobre los tejidos diana en todo el cuerpo (principalmente en huesos y músculos), a lo que se adiciona su acción diabetogénica e influyente en el metabolismo de la glucosa. La acción estimuladora también proviene de la hormona liberadora de la tirotropina que, de por sí, tiene una ruta a parte, en relación con la calcitonina, tiroxina y triyodotironina.



Otra dupla de hormonas liberadoras e inhibidoras hipotalámicas está referida a la prolactina, respecto al hecho que la adenohipófisis activa sus células lactotropas para generar la señal química propiciadora en las glándulas mamarias de la producción de leche, en agonismo con la oxitocina para garantizar el amamantamiento del neonato.
Las células tirotropas, corticotrópicas, gonadotrópicas y melanocitos, solo son influenciadas por hormonas estimulantes hipotalámicas, y todas las hormonas adenohipofisarias son de carácter hidrosoluble, por su naturaleza péptido-proteica, acudiendo a mecanismos de acción de segundo mensajero para activar la respuesta celular en sus dianas.



  • Como se ha podido observar, el eje hipotalámico-hipofisario-glándulas operativas es un cóctel químico que opera para regir el control, coordinación e integración -desde la perspectiva endocrina- de las funciones que apuntan hacia la homeóstasis, pero que pasan por multiplicidad de eventos asociados al desarrollo, crecimiento, equilibrio electroquímico y reproducción del cuerpo humano.

  • A lo anterior hay que acotar que existen órganos con tejido cuya función endocrina no es exclusiva, como en los casos del tracto gastrointestinal, fibras cardíacas auriculares, páncreas e incluso la placenta, cuya detección en sangre y orina –de la Gonadotropina Coriónica Humana- representa una prueba fehaciente de embarazo.

  • El eje, al que me he referido, es la base bioquímica detrás de la producción de leche, el estrés o sosiego, ovulación, crecimiento del cabello, aumento de la presión arterial, pigmentación de la piel, incremento de la masa ósea y un sin número de otras condiciones de la anatomía y fisiología humanas.

  • También las fisiopatologías, encuentran explicación en el control neuroendocrino: como el gigantismo, la osteoporosis, diabetes mellitus o insípida, infertilidad, impotencia, amenorrea, aldosteronismo y condiciones particulares para determinados grupos etarios o étnicos, entre otros factores intervinientes.

  • Este sistema de control de carácter hormonal, también da explicaciones a los comportamientos humanos empíricos de carácter sexual, así como a los volitivos e introspectivos relacionados con el amor y las relaciones humanas, pero, deja un foro neuroendocrino de discusión abierto para abordar la connotación bioquímica del raciocinio con tendencia hacia respuestas en el sistema nervioso o en el endocrino, o posiciones eclécticas que apuntan a la sinergia.

  • Sobre lo primero –actividad sexual, hormonas y amor-, hay certeza de próximos post con ideas para proponer, explicar y debatir, pero, también me gustaría conocer sus opiniones respecto a la relación de la neocorteza y la intersubjetividad con la química hormonal, dado que –desde mi perspectiva- observo que es más conspicua la evidencia empírica y documental referida a la vinculación con los aspectos objetivos y subjetivos de la conducta humana y el eje hipotálamo-hipófisis-glándula.





  • Ganong, W. ( 1996 ). Fisiología Médica. Decimoquinta. Edición en español. Editorial El Manual Moderno: México.

  • Moyes, C. y Schulte, P.( 2007) Principios de Fisiología Animal. 1era Edición.Editorial Pearson.Addison-Wesley.

  • Padrón, J. (2014). Notas Sobre Enfoques Epistemológicos, Estilos de Pensamiento y Paradigmas. Proyecto de Epistemología en DVD. Doctorado en Ciencias Humanas. LUZ. [Documento en Línea] Disponible:

  • Tórtora y Derrickson.( 2013 ). Principios de Fisiología y Anatomía. 11va edición. Editorial Harcourt Brace: Madrid.

  • Van de Graff, K. Y Ward Rhees, R. (1989) Anatomía y Fisiología Humanas. México: Interamericana-McGraw-Hill.



Fuentes de las Imágenes

Fuente 1
Fuente 2
Fuente 3
Fuente 4
Fuente 5

Las imágenes compuestas fueron procesadas por el autor con dispositivo Tablet Samsung 10.1 y el programa Power Point para convertirlas en .jpg


En todas las redes sociales soy @tomastonyperez



Pensamiento_SIMON_RODRIGUEZ_.JPG

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!
Sort Order:  




This post has been voted on by the SteemSTEM curation team and voting trail in collaboration with @utopian-io and @curie.

If you appreciate the work we are doing then consider voting all three projects for witness by selecting stem.witness, utopian-io and curie!

For additional information please join us on the SteemSTEM discord and to get to know the rest of the community!

Excelente trabajo mi estimado @tomastonyperez
La sensación de frío en nuestro cuerpo puede relacionarse con el sistema de control o se rige por un mecanismo de respuesta hormonal o nervioso?
Lo pregunto, porque a veces el clima está fresco para mí, pero para mi esposa es un frío que congela!, no le doy protagonismo a la temperatura.

·

Estimado @iamphysical, agradezco tus apreciaciones respecto al post. En relación con la pregunta te comento que, precisamente el sistema de control (coordinación e integración) se apoya tanto en el tejido nervioso como en el endocrino para monitorear los estímulos intra y extra corpóreos y procesar las respuestas, como en el caso que planteas, donde los mecanorreceptores (sistema sensitivo somático) emplea una estructura corpuscular (nerviosa) de Ruffini y terminaciones libres para captar la temperatura ambiental y parámetros térmicos en la sangre reportandose al tálamo e hipotálamo, relevar a la corteza e interpretar esas señales eléctricas como sensaciones conscientes o inconscientes de frío (o calor). Claro, allí median variables como los niveles umbrales altos o bajos (tuyo y de tu esposa) que se suponen diferentes durante la percepción, a parte del peso, distribución de la grasa corporal, respuesta muscular (temblores que generan calor), estado de salud endocrina respecto a la tiroides y glándula suprarrenal (secreción adecuada de tiroxina,adrenalina y noradrenalina para procurar calor)...entre otros ajustes que operan para responder ante esa condición térmica. Además hay que sumar el componente psicológico, es decir, lo que para ti y ella signifique el frío (característica climática favorable o desfavorable, sosiego o desasosiego, vinculación con hechos agradables o incómodos, creencias, recuerdos, amenazas o fortalezas del ambiente...). En fín, es un tema complejo.

Saludos profesor @tomastonyperez, sin lugar a dudas que su artículo nos proporciona los elementos necesarios para encontrar la importancia que tiene en el cuerpo humano el eje hipotálamo hipófisis, glándula. Y es que para mi punto de vista todos los sistemas del cuerpo humano como: el nervioso, digestivo, linfático, circulatorio, óseo entre otros, son importantes, pero por las patologías presentadas en muchas personas en la actualidad creo que el estudio y comprensión del sistema endocrino toma gran relevancia, debido a los numerosos casos de diabetes en los países que son grandes consumidores de carbohidratos y azúcares. Gracias por brindarnos la oportunidad de aprender un poco más del sistema endocrino. Saludos

·

Gracias a tí @carlos84 por leer el post y comentar. Definitivamente el sistema endocrino es vital, para la comprensión de diversas patologías que aquejan en mayor o menor medida en la actualidad.

Mis saludos profesor @tomastonyperez, como ya es de costumbre esta de mas felicitarle por grandiosa y educativa publicacion sobre el Eje Hipotálamo, Hipófisis,Glándulas operativas, ahora bien qué papel juega la retroalimentación negativa a la hora de que exista un descontrol hormonal en este , y como segunda interrogante ¿Que podemos interpretar de este eje y los cambios menstruales de la mujer?

·

Estimado @felixrodriguez gracias por leer el post, por tus apreciaciones y buena vibra. Disculpa que no te haya respondido antes. El fin de semana no me percaté. Respecto a tu inquietud referida a la retroalimentación te comento que, precisamente este es un mecanismo de monitoreo para restaurar la homeostasis, en el sentido que los diferentes receptores del orden endocrino e incluso nerviosos, proporcionan al sistema los datos necesarios para operacionalizar los cambios a que haya lugar para restaurar los niveles deseados de cualquier parámetro, cuando el contexto los desvie. Por ejemplo cuando sube la presión arterial se pone en marcha la dinámica neuroendocrina con base en el Péptido Natriurético auricular en tanto que en sentido opuesto (hipotensión por traumatismo o atribuida a desajustes de la dieta) correspondería con el sistema renina-angiotensina-Aldosterona y la vasopresina entre otros factores restaurar la homeostasis. El propósito es regular para restaurar la homeostasis. En relación con la segunda interrogante es ilustrativa la secuencia: H.Liberadora de las gonadotropinas rumbo a la adenohipófisis para estimular en las células gonadotrópicas la producción de las hormonas FSH y LH que, en un tercer orden, actúan sobre las gónadas femeninas para comandar la secuencia Preovulatoria-Ovulatoria-Postovulatoria tanto en lo referido al ovario como los eventos endometriales (proliferativas...). Con esto quiero significar que cuando el eje opera normalmente, el ciclo reproductivo femenino debe darse como se conoce típicamente (sangrado de primeros días, ovulación de mitad de ciclo, sangrado del nuevo ciclo en caso de no ocurrir la fecundación). Si por razones puntuales o sistémicas no ocurre la secuencia en los períodos que para esa dama son regulares, es necesaria la consulta médica. Claro, cada fémina lleva su propia dinámica en cuanto a la extensión de su ciclo (regular a 20, 22,24, 28 u otro número), de lo contrario estaríamos hablando de ciclos no regulares, pero, en todos los casos el sistema endocrino juega un papel vital a la hora de realizar valoraciones biológicas e incluso la anamnesis.
Saludos estimado @felizrodriguez

Hi @tomastonyperez!

Your post was upvoted by Utopian.io in cooperation with @steemstem - supporting knowledge, innovation and technological advancement on the Steem Blockchain.

Contribute to Open Source with utopian.io

Learn how to contribute on our website and join the new open source economy.

Want to chat? Join the Utopian Community on Discord https://discord.gg/h52nFrV

Saludos @tomastonyperez, lo felicito, muy bien explicado este tema tan interesante.
En particular me llama la atención como el control de este eje hipotálamo-hipófisis-glándula se basa en un estado constante de equilibrio entre los estímulos, y por lo mismo que cualquier desbalance que ocurra con ellos, podría desencadenar un proceso patológico o alteración hormonal.
Esto se puede evidenciar en el caso de la lactancia materna, en donde el mayor estímulo para la liberación de la hormona prolactina, es la succión del bebé, y por lo tanto mientras más constante y frecuente ésta sea, mayor cantidad de hormona se liberará y mayores serán las cantidades de leche producida, es por esto que los médicos recomiendan la lactancia materna exclusiva y a libre demanda, ya que es lo que garantiza el éxito del proceso.
Y en el caso del desarrollo de estados de estrés o enfermedades de origen hormonal, siempre se busca como base o desencadenante del proceso algún estímulo externo, el cual debe ser tratado o controlado, si se pretende resolver por completo la situación anormal.

Muchas gracias por su aporte profesor, saludos!.

·

Hola @iradyjr ...es un gusto que te haya gustado el post. Agradezco tus comentarios alentadores y aportes. Respecto al ejemplo que planteas te comento que es uno de los más interesantes en las clases de fisiología -quizas por que toca el tema de la maternidad- y se entiende perfectamente la realimentación neuroendocrina y sinérgica con otras hormonas como la oxitocina y los impulsos nerviosos generados por los mecanorreceptores aledaños a los pezones, los estímulos olfativos y el contexto límbico establecido en la relación de la madre con el neonato. Es una suerte que lo plantees para beneplácito de nuestros lectores y usuarios de @STEM-Espanol ...agradezco tu participación.

Saludos mi apreciado Profe @tomastonyperez, efectivamente como dices hay evidencias no del todo claras con respecto al comportamiento humano o respuesta conductual ante los estímulos externos, ambiente e interacción social y la regulación del eje hipotálamo-hipofisiario. Se incluyen también aquí las respuestas ante el estrés. Más recientemente la psiconeuroinmunología, ha venido a ofrecer respuestas a varias interrogantes , al estudiar la relación entre los sistemas endocrino, nervioso e inmunológico. Todo lo cual explicaría las muchas posibilidades de nuevos hallazgos de la conducta humana y reacciones químicas hormonales ante los estímulos ambientales.

·

Estimada @elvigia. Agradezco tus comentarios y aportes para profundizar en esta interesante temática, sobre la cual desarrollaré otros aspectos en lo sucesivo. Concuerdo contigo en que pese a los avances científicos obtenidos, sigue habiendo muchas interrogantes por disipar y en razón de ello, especialidades como la psiconeuroinmunología tienen mucho campo de acción investigativa para aportar respuestas y, seguramente, más preguntas.

Saludos estimado profesor @tomastonyperez, muy bien ordenado su manuscrito, sobre todo los elementos fisiológicos del eje hipotalámico-hipofisario-glándulas operativas, sin duda el post deja entrever la dedicación y las habilidades que usted tiene para escribir documentos científicos. Fíjese que es rescatable su posición, cuando hace énfasis sobre el control normal de las funciones endocrinas en condiciones de homeóstasis, apunto esto, pues es conocido que precisamente cuando por algún desorden se rompe el equilibrio homeostático, las personas pierden el control de los movimientos, incluso llegándose a presentar serios problemas que pueden comprometer la salud.

Saludos, sigamos creciendo.

·

Estimado @lupafilotaxia recibo tus comentarios y aportes agradeciendo por ello. Tienes razón, tal y como lo expreso en el ártículo, el control endocrino es imprescindible para garantizar la salud, hasta el punto que ligeras variaciones pudieran marcar el rumbo incorrecto en el equilibrio de nuestro organismo. Respecto al caso de perdida de control y autonomía muscular, quizas te refieras al mal de Parkinson, en los que la inhibición en la producción de Dopamina (neurotransmisor y hormona) genera circunstancias incómodas y graves referidas a la contracción, tonicidad y control muscular, a parte de desajustes en la dinámica del sistema nervioso para la señalización y transducción de mensajes. ..y así como esa condición, muchas otras, vinculadas con la temática endocrina.

·
·

La inestabilidad homeostática que se produce en Parkinson, es la condición más delicada que se presenta con afectación al sistema nervioso, sin embargo, los desequilibrios homeostáticos a nivel neurológico no asociados a Parkinson, generan movimientos involuntarios que comprometen la salud.

Saludos, sigamos creciendo.

Hola @tomastonyperez, una publicación excelente y de agradable lectura, con alto contenido educativo y lenguaje claro y amigable para su comprensión, sin que se pierda el carácter formal y científico vinculado al saber compartido. Todo lo relacionado con el Sistema Endocrino, el hipotálamo, hipófisis y hormonas lo recuerdo levemente de mis estudios de bachillerato, hoy con la lectura de su publicación he refrescado algunos aspectos que me parecen de importancia, llama mi atención especialmente el hecho de que la segregación o no de alguna hormona en particular pueda ser indicador tanto de patologías como de estados es ánimo y reacciones a estímulos, del mismo modo me pareció interesante visualizar la perspectiva química de nuestro organismos, al tiempo que cuando resalta lo de los impulsos eléctricos sin duda alguna se percibe claramente la visión física de un saber que generalmente es facilitado desde la tribuna de la Biología, eso destaca el hecho de que las ciencias no están separadas y para la comprensión de ciertos fenómenos es necesario tener nociones de las que estén involucradas en el mismo u optar por la integración de equipos multidisciplinarios. Lo felicito por un post impecable, saludos fraternos!!

·

Estimada @reinaseq agradezco tus muy gentiles expresiones para con la publicación. En relación con la importancia de las hormonas como mensajeros químicos de control, tal y como se expuso en el post, se destaca el papel como transductoras de señales y comunicación intercelular, dado que el tejido diana o blanco está equipado con los componentes receptores idóneos para captar el mensaje y acoplar su funcionamiento metabólico de acuerdo con las órdenes emanadas por el sistema neuroendocrino. Si este protocolo se altera, entonces emergen las fisiopatologías a las cuales haces referencia. Esas rutas y componentes operan atendiendo a principios bio físico químicos y, por lo tanto, es menester observarlas desde cada una y todas esas perspectivas multidisciplinares y transdisciplinares.