Reto12Votos Semana 23 – Sociedad y la mujer ¿Por qué?

in spanish •  25 days ago

mujeres-autoestima-mafalda-14-728 (1).jpg

Fuente

Amiga avellana me resulta interesante el tema del Reto12Votos de esta semana “Sociedad”. Mucho se ha hablado del mismo y no quiero en este post enfocarme en definiciones y de cómo funciona ya que le ha servido al ser humano para organizarse y relacionarse.

Sin embargo, considero que la sociedad quedo obsoleta en el tiempo y en el espacio. Aparte de esto han sido creados muchos paradigmas que han afectado de manera negativa al sistema social.

¿Por qué?

Desde que tengo uso de razón me he preguntado el por qué de muchos conductas, paradigmas y tabúes que son definidas por las sociedades.

Los cual ponen una barrera que impide la creatividad y la libertad emocional, castrando los anhelos y deseos. Que se han fijado en la mente y es muy difícil desplazarlos.

No es que no esté de acuerdo con la sociedad, la sociedad es necesaria lo repito, porque sino todavía estuviéramos viviendo en las cavernas pero hay ciertos aspectos que me exasperan.

Paradigma: Ser mujer

El caso más patético es ser mujer. Sociedad es un término femenino; es contradictorio ¿verdad? Pues la mujer desde que nace es castrada mentalmente, y limitada a lo que diga el hombre. Aun cuando en la actualidad existan leyes que nos benefician, y hayamos logrado abarcar muchas áreas que solo eran para los hombres; seguiremos siendo señaladas con un dedo.

No estoy hablando de libertinaje, sino de vivir la vida que queremos. De manifestar lo que sentimos, y de expresar lo que nos molesta.

He intentado muchas veces rebelarme, y sí lo he logrado, pero con el paso del tiempo vuelvo al carril. Es algo inconsciente en nosotras. No sé si a ustedes amigas les ha pasado. Si se que les ha pasado pero los tabúes les impide reconocerlos.

Cuando tenía ocho años le pedí al niño Jesús un carrito de carrera y a mi hermana casi le da un infarto. A mi papá no se le pidió opinión porque la que mandaba era mamá. Mi abuelita Berta me contestó que las niñas no juegan con carritos y punto. Le pregunté a mi mamá pero ¿Por qué?

Mi madre me llamó aparte y me dijo porque esta es una sociedad de hombres, y ellos son los que juegan con carrito. Después yo te compro uno. Así lo hizo. Mi primer carro de colección me lo regalo mi madre.

Siempre me cuestionaba todas las cosas. ¿Por qué no podemos expresar lo que sentimos? ¿Por qué somos sometidas?
Las mujeres tenemos que decir siempre que sí, aunque no estemos de acuerdo. Pues yo no me conformo, y no lo acepto. Así pienso y lo diré hasta que tenga el último soplo de vida.

Soy mujer y también valgo. No acepto tabúes ni paradigmas de la sociedad. Ni mucho menos acepto discriminación en el ámbito laboral.

A mis sobrinas que son como mis hijas desde pequeñas les dije que estudiaran para que tuvieran un título y una profesión, y que no le aguantaran impertinencias a ningún hombre por la sencilla razón de que este es el único espacio donde nosotras le ganamos a los hombres.

Los estudios Disney en estos últimos años han creado protagonistas independientes, y guerreras que están haciendo preguntas del por qué de las cosas. Tal es el caso de Mérida en la película Valiente. Todo el tiempo cuestiona el por qué no puede tirar de su arco y flecha si tanto le gusta, por qué no puede cabalgar o por qué tienen que escogerle un esposo.

Amigas a mí me enfurecen ciertas expresiones que utilizan los hombres cuando se refieren a nosotras, como cuando vienen manejando y el chofer de otro vehículo comete cualquier infracción, enseguida dicen “Tiene que ser una mujer.” Cuando buscas empleo y presentas tu currículo, enseguida dice “Está muy bien preparada, pero necesitamos a un hombre.”

¿Por qué?
También ciertas expresiones por parte de la mujer, como cuando la mujer desea ir a algún sitio, enseguida dice “déjame preguntarle a mi esposo” o como cuando se está vistiendo y pide la aprobación “¿Te gusta esta combinación?”

¿Por qué?

Lo peor es lo siguiente: las mujeres cocinan y cuando van a servir la comida; el primero que le sirven y tiene que comer es el hombre. Y así tengo muchísimos ejemplos más de la vida diaria.

Indiscutiblemente como se dice en Venezuela, ese tiene la llave de San Simón, y esta llave la tienen los hombres.

Amiga todos estos paradigmas y tabúes han sido establecidos por la sociedad. Quizás despiertes un día con ganas de ser tú misma, de decidir tu vida, y de mantener tu posición ante las cosas. No aceptar que te impongan limites. Entonces ese día pasaras a las fila de los locas, inmaduras, desadaptadas, etc, etc, etc….

Espero les haya gustado el post antes les dejo esta frase de Madonna:“No me gustan las etiquetas. Te limitan, y yo no quiero límites.”

Se les quiere

LOGO MAFALDA.png

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!
Sort Order:  

Me parece muy bien esa rebeldía y así debe ser. La desigualdad es una cuestión cultural y sólo acabará con mas educación. Ser consciente del problema es lo primero. Aunque parece que no, poco a poco las cosas van cambiando.
Los hombres, creo, que no deberíamos tener tanto miedo a la igualdad puesto que en en algunas cosas también saldríamos ganando.

Posted using Partiko iOS

Que buen post desde el comienzo me atrapaste con el "hacemos los mismo y con tacones altos" una super razón de igualitaria y me encanto. Y eso de que no se le compra carritos a las niñas que sabia era tu mamá, aunque me lo hubiese esperado de una abuela, pero a veces ellas no son tan sabias como queremos, ja, ja.
Me encanto tu punto de vista, yo me enfoque en tomar a club12 como nuestra sociedad donde aprendemos, convivimos, tenemos reglas y nos aportamos cariño.

Estupendo verte participando con este excelente relato @mafalda2018 asi crecemos todos en club12, maravilloso y apoyado.

Jajaja, una publicación muy buena, muy cómoda de leer hasta con tacones, jajaja muy buena.
Un abrazo y un placer encontrarse con tan buenas participaciones cada semana dentro del reto, enfocando desde múltiples puntos de vista un mismo título.
Abrazos, nos leemos!