"Una noche Fugaz", Novela Activa de amor, acción, Romance. CAP2

in #spanish4 years ago

El día de hoy les traigo el capitulo dos de mi historia, espero que les guste mucho.

Una.png

CAP2

Han pasado varias semanas y la morena de mis sueños no se va de mi mente, puedo estar haciendo una actividad importante pero poco a poco su recuerdo entra con sigilo y perturba mi concentración.

-ha prometido regresar y no lo ha hecho ¿dónde estará? -Dije mirándome al espejo.

Me lavé los dientes luego de comer, encendí la TV de mí casa y me senté en mí sofá para observar una serie que me había obsequiado un amigo. La serie era japonesa, específicamente un anime, donde explican la maldición que hay en un salón de clase.

-Tengo mucho sueño, aunque la serie está muy buena, veré un capítulo más -Cogí el mando y coloqué el cap.

-Estado de Ensueño-

-Buenas tardes a todos y bienvenidos a esta etapa universitaria -Indicó un profesor- me llamo Michael Borns y me presento ante ustedes como su profesor de antropología. El día de hoy comenzaremos a conocernos, claro, es el primer día. Por favor colóquense en un círculo y preséntense cada uno.

Todos los estudiantes en el aula comenzaron a mover sus sillas y mesas haciendo un “círculo”, parecía más un octágono pero no opiné sobre esto.

-Comienza el que ese a mi mano derecha y seguirán así hasta que terminen todos -Levantó su mano y la colocó en el hombro izquierdo de un chico.- Tú comienzas. Vas a decir cómo te llamas, qué edad tienes y tu pasatiempo o hobby.

Luego de unos segundos continuó.

-Ahh y si quieren contar algo interesante de su vida, pueden hacerlo.

El chico se levantó, aparenta unos veinte años de edad, flaco, pálido como la nieve, mide como uno setenta.

-Buenas tardes, tengo diecinueve años de edad, mi nombre es Andrew Grims y mi hobby es leer, me considero un buen lector -Se sentó.

Unos minutos después, tuve que levantarme de mi asiento y presentarme. Nunca se me han dado bien estas cosas, en varias ocasiones he entrado en colapsos mentales, mi mente queda en blanco y no sé qué decir ni hacer.

-Mi nombre es Ian Hamilton, tengo veintitrés años de edad y no tengo nada interesante que contar -Comenté sin ánimo.- Lamento ser tan seco pero no me gusta contar mucho sobre mí.

Posteriormente de haberme presentado, se levantó una morena, no le vi bien el rostro y tampoco escuche su nombre porque todos estaban conversando, esto parecía una jaula gigante de gallinas.

-Emm mi hobby es ver películas y me encanta comer helado. Tengo veintiuno años, los acabo de cumplir, y de mi vida... -Duró unos pocos segundos en silencio.- Bueno, queda en ustedes averiguar.

Se sentó y su mirada se cruzó junto a la mía, el tiempo se me congeló al ver su sonrisa, mi cuerpo estaba petrificado y solo ella podía moverse en este mundo.

Se terminó la clase y comencé a tener un poco de mareo, cosa extraña porque nunca me enfermo. La chica misteriosa se acercó a mi asiento y me saludó.

-¿Cómo estás?- Sonrió.

-Sí cumpliste, estás aquí de nuevo -Le dije emocionado.

-Sí, aquí estoy, pero veo que te sientes un poco mal -Me observó de los pies a la cabeza.

-Sí, un poco, y no entiendo el por….

-¿Dónde estoy? -Me desperté con un dolor de cabeza tremendo.

-Estás aún en el aula de clases -Comentó una de las personas que me rodeaban.

-¿Qué me sucedió? -Mi mano la coloqué en el piso y traté de levantarme, pero escuché una ruptura en mi muñeca derecha.

De inmediato me ayudaron a ponerme de pie, fruncí el ceño del dolor. Al cabo de unos segundos sentí el roce de una mano en mi espalda, era ella quien me tocaba.

-¿Qué me pasó? -Le pregunté.

-Te desmayaste y no supe qué hacer –Suspiró.- Todos comenzaron a echar aire en tu rostro y lo único que pude hacer es observar, ahora tienes que ir a la enfermería -Me cogió de la cintura.- Vamos, tienen que revisarte.

-Me siento bien, no creo que sea para tanto -Mentí.

-Tienes la muñeca rota ¿cómo puedes estar bien? -Indicó la doctora.

-Pues no lo sé, simplemente me siento bien –Reí cogiendo mi cabello.

-Tienes que hacerte unas radiografías para saber de qué grado es la rotura –Afirmó.- Y te pondremos una férula o un yeso, ya veremos.

-Tiene razón, debes hacerle caso -Sugirió la morena- tranquila doctora, yo lo cuidaré.

-Está bien, tiene que tomar calcio de ahora en adelante…

Mientras conversaban, yo observaba a la morena con rostro de incrédulo ¿Por qué tanto interés en mí?, no sé por qué lo hacía pero me gustaba.

-¡Ya estas mejor! -Grito la chica de cabello crespo.

-¡Si, ya puedo competir! -Dije emocionado.

-¿Competir? -Me miró incrédula.

-Claro, en la competencia distrital de calistenia -sonreí inocente.

-¿Qué es eso, es un deporte? -Frunció el ceño.

-Claro, es un deporte de esfuerzo físico donde haces figuras y trucos, es como la gimnasia artística.

-Me encantaría ir a verte - Hizo una sonrisa inocente.

-Lo harás algún día y me apoyaras, serás mi barra de apoyo -Reí.

Ella se quedó viendo como reía durante unos segundos y luego me abrazó.

-Realidad-

Me levante somnoliento sin saber dónde estaba, me puse a pensar y mirar a mi alrededor, me di cuenta que estaba en mi habitación, específicamente en mi cama. Salí de mi dormitorio, fui al sofá de mi sala central y me senté para recordar todo lo que me había soñado.

-No puedo creer que esto me esté pasando de nuevo ¿hasta cuándo seguiré pensando en ella?

Unos minutos más tardes fui a buscar un aperitivo en el refrigerador de mi departamento, poco después me di cuenta que me comí casi todo lo que había, por alguna razón, tanto pensar me dio mucha hambre.

-Necesito comprar más frutas y aperitivos mañana, tengo que ir al mercado -Me quedé mirando el interior del refrigerador- Y también debo dejar de pensar en aquella chica imaginaria -Dije cerrando el mismo.

¿Es posible enamorarse de una persona solo con soñarla? Una persona que solo existe en mi subconsciente, solo está cuando entró en la etapa de ensueño. No sé qué me ha estado pasando pero no debería de pensar más en aquella chica, debo distraerme y sacar de mi mente a la morena de mis sueños, no puedo enamorarme de un fantasma que aparece nada más cuando estoy dormido.

DQmRrNp5C1CY1sTucNjs5D5eny4GuS3xrRb5K2ux5DBSgFC_1680x8400.png

Índice

PROLOGO
CAPITULO 1

DQmRrNp5C1CY1sTucNjs5D5eny4GuS3xrRb5K2ux5DBSgFC_1680x8400.png

Quiero darle gracias a las personas por leer ésta publicación y los invito a dejar un comentario critico constructivo para mejorar un poco más los siguientes escritos. Un saludo para todos mis lectores, les deseo lo mejor.

Puedes visitar mi PERFIL y echarle un ojo a los otros post, estás cordialmente invitado.