Simbología en el "Guernica" de Picasso (Segunda parte)

in spanis •  2 years ago  (edited)

2ª PARTE
Imágenes de los años 1936-1939 tomadas de Rincón Habla:
http://www.elrinconhabla.com/articulo/cultura/cabalga-reyes-2017/20161228174227005098.html



--

Se han dado tantas interpretaciones a los símbolos descriptivos del cuadro “Guernica” de Picasso, que es imposible resumir en unas líneas. Los hay para todos los gustos: desde la interpretación de la madre con el hijo muerto que algún “experto” se ha atrevido a interpretar como una evocación de las Vírgenes cristianas con el hijo muerto en sus brazos, hasta las más rebuscadas en la "paloma" --hay que fijarse mucho para detectarla entre el toro y el caballo--, que otros “expertos” la interpretan, y ha corrido de escrito en escrito, como la paz rota por la guerra o incluso como el arte de la música destrozado y sustituido por el estruendo de los bombardeos.

La interpretación más “chunga” por lo ridícula la encontré en una revista hace años que otro experto -y ya no lo entrecomillo- interpretaba etimológicamente: la bombilla en el centro y arriba dominadora del mal en todas las guerras modernas, pues “bombilla”es la misma palabra que “bomba”. Y se quedó tan campante el experto lingüista cuando se dio cuenta de que la palabra bombilla es un diminutivo de bomba.

Yo sé, por experiencia propia, que al pintar un cuadro que no es figurativo "estricto sensu", cuando lo pintas es casi imposible sustraerse a algún o algunos aspectos de la propia biografía, bien por algo que ha impresionado extraordinariamente al autor, bien por querer reflejar un sentimiento que ha marcado en mayor o menor grado una impronta en la propia vida.

La paloma dichosa lo mismo puede ser un canario que en grajo espantado por el relincho del caballo. Puestos a imaginar…. Con lo fácil que hubiera sido que el mismo Picasso hubiera escrito unas líneas, aunque nada más fuera en la servilleta de papel de una cantina de Montmartre. Pues no. Quiso dejar el embrollo para que se partieran los cuernos los “expertos” y dieran que hablar durante unos cuantos años como lo estamos haciendo ahora todavía. En definitiva, cualquier obra de arte no termina con el autor sino con la visión del espectador que la termina con su asimilación e interpretación.

Lo cierto es que Picasso pintó este cuadro bien entrado 1937 cuando todavía nadie se imaginaba, y por supuesto él mismo tampoco, que dos años más tarde una parte sublevada del ejército iba a sustituir al gobierno democrático durante treinta y tantos años. De hecho se lo encargó el gobierno de Madrid pensando en la victoria cercana. Es de suponer, aunque no se sabe, que después de exponerlo en Paris pensaban que lo traerían a España. Como se torcieron las cosas ya no vino a España hasta entrada, de nuevo, de la Democracia en 1981.

Nadie sabe con certeza quién ni en qué momento se le puso el título: “Guernica”, a pesar de que se atribuye a un vasco que entró en el estudio de Picasso una vez que estaba terminado el cuadro .

Lo que sí fue cierto es que por aquellos días sucedió otro triste episodio: el bombardeo sobre la población civil con muchas víctimas, mucho más importante por lo devastador y por el número de personas víctimas. Si el gobierno lo hubiera encargado dos meses antes, cuando los malagueños salieron despavoridos rumbo a no sabían dónde y fueron bombardeados en la carretera de Málaga-Almería, seguro que el título hubiera sido el de la no menos cruel matanza de los andaluces y de los heridos a los que Norman Bethune les practicaba tras transfusiones sanguíneas en campaña. Lo que popularmente se ha denominado “La Desbandá”.


(Huida de malagueños por la carretera hacia Almería)

Según testimonio directo del Profesor Antonio Nadal,* el número de víctimas en este episodio de huida por la carretera de Málaga a Almería fue mucho mayor que en el pueblo de Guernica. Me ha dicho personalmente, que él mismo tiene refrendado el número con nombres y apellidos incluso de los fusilados en Málaga en esos momentos. Me dijo la cifra exacta pero fue en conversación y no la apunté, alrededor de dos mil novecientos.


(La guerra civil en la provincia de Málaga)

Siendo Picasso malagueño ¿no iba a tener noticias de los sufrimientos de sus paisanos? Desde luego, parece impensable que no las tuviera.


(La catedral de Málaga durante la guerra fratricida)

Dos meses de diferencia entre estos dos bombardeos determinaron que el cuadro más famoso del siglo XX no se titulara “LA DESBANDÁ”.

Pero todo apunta a que Picasso no tuvo en cuenta episodios de la guerra para simbolizarlos en el cuadro. (Seguirá en la tercera parte)

  • Antonio Nadal es Catedrático de Historia Contemporánea en la Universidad de Málaga.

Imágenes tomadas de Rincón Habla:
http://www.elrinconhabla.com/articulo/cultura/cabalga-reyes-2017/20161228174227005098.html

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!