CUENTOS PARA LEER SIN ESPANTO III: EL NIÑO HA MUERTO

in spanish •  last month

¡Hola, amigos! Nuevamente por aquí. Como les había comentado, estos relatos son germen de los sucesos que ocurren diariamente en mi país, Venezuela, y aunque muchas personas pueden sentirlos crueles e inhumanos, la realidad es un feo rostro que no soporta maquillaje.

EL NIÑO HA MUERTO


Fuente


Nunca en su vida había experimentado aquel cansancio, aquella desazón en el pecho. Al final de aquellos días había tomado como costumbre llorar mientras se bañaba, al llegar a casa, no solo para que su esposa no lo viera sino para el mismo no sentirse apenado de sus propias lágrimas.

Aquel día habían muerto dos niños: uno en quirófano, el otro en emergencia, pero toda la semana habían conjugado la muerte. La muerte como sujeto, pero también como verbo. Hablar en plural a veces hace daño. Sus cuerpos de pajaritos, traslúcidos e hinchados, habían dejado de respirar dejando la impotencia adherida a las manos que golpean las paredes, que tapan la boca para que no se escuche el llanto; manos temblorosas metidas en la bata blanca cuando gritan en mitad del pasillo: ¿Familiares del niño tal? Y ahí, de frente a la madre decir: lo lamento, el niño ha muerto.

Cuando se graduó su misión era la vida, pero también el país era otro. Desde pequeño había escuchado la historia de José Gregorio Hernández y sus múltiples milagros. Pero cómo se hacían de aquellos con quirófanos contaminados, agujas oxidadas, alcoholes evaporados, jeringas con sangre coagulada.

Desde el insomnio la muerte es el único gesto perdurable. La mujer en la cama lo sabe y le dice que duerma que mañana será otro día, y el hombre no quiere que llegue el otro día. Quiere detener tanta muerte.

Se va a otra habitación, decidido, con una sábana en mano. ¡Un lazo le quitará la vida! Al momento final, a pesar de tener la muerte en sus hombros, se siente liviano, ya no revivirá tanta agonía. A la mañana siguiente las enfermeras le dirán a los que esperan en emergencia: lo lamento, el médico ha muerto. Pretérito perfecto compuesto

HASTA UN PRÓXIMO RELATO

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!
Sort Order:  

This types of 🐦 slowly vanishing,we have to protect them

·

Thank you for commenting!

Dolorosamente triste. La realidad supera la ficción.

·

Así es, querida mía!! Ya no quedan páginas para tanta realidad. Abrazos

Amiga, tu relato me dejó una gran tristeza; como dice @solperez, la realidad sobrepasa la ficción en las páginas que se escriben en nuestros tiempos. Un fuerte abrazo.

·

Y dirán en un futuro: No hicieron falta los periódicos, porque el mundo se acostumbró a la tragedia diaria y todo era normal. Que Dios nos proteja! Un abrazo

Es real, tan real que se puede ver desde otras escenas con el mismo final.
En definitiva, la realidad no se puede ocultar, y si se logra con titubeos, más temprano que tarde el maquillaje correrá.
Me ha gustado. ¡Saludos!

·

Gracias por tu comentario, @ladyceleste! Hay cosas que no se pueden ocultar, como la muerte de niños; no se oculta ni se puede soportar. Saludos

Congratulations @nancybriti! You have completed the following achievement on the Steem blockchain and have been rewarded with new badge(s) :

Award for the number of comments received

Click on the badge to view your Board of Honor.
If you no longer want to receive notifications, reply to this comment with the word STOP

Do not miss the last post from @steemitboard:

SteemitBoard - Witness Update
SteemFest³ - SteemitBoard support the Travel Reimbursement Fund.

Support SteemitBoard's project! Vote for its witness and get one more award!

Qué dificil resulta esta profesión en estos momentos cuando la incertidumbre no deja espacio para la esperanza, deprimirse es aún peor.

·

De acuerdo contigo, mi querida @charjaim. Aunque es cada vez más cuesta arriba permanecer con buen ánimo!! Sin embargo, a seguir caminando que hasta los árboles se mueven. abrazos

@nancybriti querida, tengo tan cerca la experiencia que vivimos la semana pasada con un médico amigo que leerte rememora la triste noticia de su partida. El titular puede ser perfectamente el suyo.

·

Lo recuerdo, tanto que esta podría ser su historia, @alidamaria! Su nombre está entre estas líneas.

Se siente tanta impotencia al leer tu texto, @nancybriti, porque esta historia pudo haber sido totalmente contraria si estuviésemos en un país medianamente sano, al menos. Pero la aberración del sistema político y social que Venezuela vive en la actualidad lleva a los profesionales de la medicina a buscar salidas tan absurdas como esta que relatas.
Te abrazo, amiga.

·

Encontrarse que no puedes hacer nada, que tienes las manos atadas, es el peor estado que puede sentir no solo el médico, el maestro, también el padre, la madre, cuando un hijo se le enferma o tiene hambre. Qué Dios nos cuide de sentir esa vergüenza!!

Como dices.

la realidad es un feo rostro que no soporta maquillaje.

Excelente texto, Nancy. Es lamentable que situaciones de la realidad se asemejen tanto a tu ficción. Felicitaciones. Abrazos.

·

Y que lo primero sea la realidad, @irvinc! Sin poder pasar la página, cerrar el libro, ni cerrando los ojos. Un abrazo para ti.

Triste relato y triste realidad, confrontadas ambas como en un espejo. Sabemos de esas historias que dan cuerpo a nuestro doloroso drama diario. A veces un gesto tan decidido como la de ese médico pediatra nos revuelve el alma. ¡Cuantos médicos y otros profesionales de la salud llevarán esas heridas en su corazón y en su mente, y sentirán la impotencia y el sinsentido de su ejercicio! Relato expresado con gran sentido emotivo y cuidado lenguaje. La frase final es de una aguda vigencia. Un abrazo, @nancybriti